Magia en la buhardilla: Agrandando espacios

Hoy en día los pisos son cada vez más pequeños. Y, encima con la crisis, volvemos a compartir una vivienda de tamaño reducido más miembros de la familia. Si es tu caso, o has decidido independizarte y el presupuesto no te ha dado para más que para una buhardilla, verás que es posible conseguir espacio, al menos ópticamente.

Puede que tenga como medida unas 30 metros cuadradados, pero las buhardillas son  estancias muy acogedoras si saben decorarse bien. ¿Cuando entras sientes que te falta el aire? No te agobies, te enseñamos como hacer que parezca más grande.

Opta por el blanco

Lo primero que tienes que hacer para ganar amplitud y luminosidad en una buhardilla es pintar el techo y las puertas de blanco. Sí, claro, no te olvides de las puertas! Siguiendo con los colores, podemos pintar el suelo en tonos marrón, con la idea de darle algo de calidez al espacio.

Si estás dispuesta a hacer reformas, puedes levantar un pequeño tabique en ‘L’ con parte de pavés. De esta manera dejas circular libremente la luz. Esto va genial si la planta de tu buhardilla es rectangular.

Decora tu salón cuidando el tamaño y el diseño de tu mobiliario. Y en la cocina, continuamos con el color blanco al igual que en resto de la buhardilla. Además tus muebles que sean altos.

La nota de color la daremos en cuarto de baño, combinando el blanco del suelo y las paredes con muebes de un color alegre, como son el verde pistacho o el naranja.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*